Se publicó en el Boletín Oficial la nueva estructura de gobierno y se modificará la Ley de Ministerios

El decreto 3.593 con fecha 3 de noviembre se publicó esta semana en el Boletín Oficial, con las firmas del gobernador, sus cincos ministros y el secretario General de la Gobernación. Allí se establece, hasta tanto se sancione una nueva ley de ministerios, la nueva estructura del gobierno provincial, producto de los cambios instrumentados por el mandatario a casi dos años de gestión. Ministerios que se vacían, áreas que se fusionan, nuevas relaciones jurídicas y jerarquías diferentes componen el esquema que, según la normativa, responde a la necesidad de una dinámica más eficiente y a un “proceso de racionalización del gasto público”. ANÁLISIS DIGITAL repasó los 27 artículos del decreto que rige la estructura administrativa del Poder Ejecutivo entrerriano.

El decreto se generó ante “la necesidad de reorganizar las dependencias del Poder Ejecutivo”, en el marco de las facultades establecidas por la Ley de Ministerios 10.093, que prevé que el gobernador puede crear, suprimir o modificar secretarías y hacer cambios en la estructura orgánica funcional de las dependencias que integran las distintas carteras.

El decreto lleva las firmas de Gustavo Bordet; del secretario General de la Gobernación, Edgardo Kueider; y de los titulares de los cinco ministerios que ahora componen el gobierno provincial: Rosario Romero, de Gobierno y Justicia; Hugo Ballay, de Economía, Hacienda y Finanzas; Laura Stratta, de Desarrollo Social; Sonia Velázquez, de Salud; y Luis Benedetto, de Planeamiento, Infraestructura y Servicios

Los argumentos para el reordenamiento son, entre otros: la necesidad de dotar al Estado de “mayor capacidad operativa”, el establecimiento de “relaciones más dinámicas y eficientes” entre los organismos y el “proceso de racionalización del gasto público” que el gobierno decidió emprender “atendiendo a la coyuntura social actual”. Supresión y fusión de organismos y creación de áreas de menor rango predominan en el nuevo diseño.

El decreto dispone que el Consejo General de Educación (CGE), la Universidad Autónoma de Entre Ríos (Uader), Líneas Aéreas de Entre Ríos (LAER) y la Corporación para el Desarrollo de Salto Grande (Codesal) se relacionen con el Poder Ejecutivo a través del Ministerio de Gobierno y Justicia. También reubica dentro de la órbita de la cartera a la Secretaría de Trabajo y Seguridad Social y le asigna dependencia directa de su titular.

Dentro de este ministerio, se suprime la Secretaría de Coordinación de Gabinete y se cambia de nombre y rango a las secretarías Legal y Técnica y de Gobierno, que pasan a ser la Subsecretaría Legal y de Gestión Administrativa y la Secretaría de Relaciones Institucionales respectivamente.

Un organismo que sale de la órbita del Ministerio de Gobierno es la Secretaría de Modernización del Estado y Participación Ciudadana, que absorberá a la desaparecida Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación, pasará a denominarse Secretaría de Modernización del Estado, Ciencia y Tecnología. Ahora dependerá de la Secretaría General de la Gobernación. También absorberá a la Secretaría de Telecomunicaciones, que ahora tendrá rango de subsecretaría, con todas sus reparticiones dependientes.

De la Secretaría General de la Gobernación dependerán también la Unidad Operadora del Consejo Federal de Inversiones (CFI), la Imprenta Oficial, el Garage Oficial y la Secretaría de Relaciones Institucionales e Internacionales de la Gobernación, que ahora será subsecretaría.

En la órbita del Ministerio de Desarrollo Social el decreto coloca al Consejo Provincial de Prevención de las Violencias (Coprev) y al hogar Inés Londra, para personas en situación de violencia. También al Instituto Provincial de Discapacidad (Iprodi) y la Secretaría de la Juventud, a la cual se le otorga rango ministerial y dependencia directa del titular de la cartera.

El Ministerio de Producción se deja acéfalo y se nombra interinamente a su cargo al titular del Ministerio de Economía. En su ámbito, se reflota la Secretaría de la Producción, que deberá cumplir las funciones de la cartera, dentro de la cual se ubica, con rango ministerial, a la Secretaría de Ambiente.

Al Ministerio de Turismo se lo deja “vacío en su estructura orgánica y funcional” y se dispone que sus dependencias, personal y bienes afectados pasen a otras jurisdicciones. Turismo se fusionará con Cultura y la nueva Secretaría de Turismo y Cultura quedará en órbita del Ministerio de Cultura y Comunicación. Seguirá sin designarse ministro y la cartera continuará a cargo del titular de la Secretaría General de la Gobernación.

Dentro del Ministerio de Planeamiento, Infraestructura y Servicios se reubica la Secretaría de Energía, con rango ministerial y dependencia directa del titular de la cartera. Se relacionarán con el Poder Ejecutivo mediante este ministerio la Compañía Entrerriana de Gas, Enersa, el Ente Provincial Regulador de la Energía (EPRE), la Unidad Ejecutora Provincial (UEP) y la Comisión Administradora para el Fondo Especial de Salto Grande (Cafesg).

El Ministerio de Economía, Hacienda y Finanzas quedará a cargo de la relación entre el Poder Ejecutivo y Sidecreer y el Ministerio de Salud hará lo propio con el Hospital de la Baxada.

En los últimos dos artículos se dispone que la Secretaría Legal y Técnica pase a depender en forma directa del Poder Ejecutivo y se modifican las funciones de la Secretaría General de la Gobernación. El organismo deberá organizar las reuniones de gabinete y definir su temario y podrá requerir informes a todos los organismos de la administración.

Fuente: analisisdigital.com.ar

Compartir: