El senador Pedro Guastavino fundamentó su voto en que la interrupción legal del embarazo es una cuestión pública

“Los que piden mayor educación sexual son los que siempre se opusieron. Los que exigen a las mujeres que se cuiden o que ‘cierren las piernas’ son los que cuestionan los métodos anticonceptivos.

El senador entrerriano Pedro Guastavino fue el segundo de la lista en el inicio en el histórico debate de la ley de aborto legal, seguro y gratuito que se desarrolla este miércoles 8 de agosto en el Senado de la Nación.

El legislador del FPV hizo un repaso de las modificaciones que se establecieron en el dictamen que no consiguió las firmas suficientes por bajas, por objeciones de conciencia, por declararla anticonstitucional o por política en general, luego fijó su postura: “Me han escuchado decir que estaba en contra del aborto. Que me parece horroroso. En estos cuatro meses comprendí que la única forma de abordar la problemática del aborto es desde la salud pública”, aseguró.

“La clandestinidad pone en riesgo la vida de aquellas que recurren y seguirán recurriendo a esta práctica en condiciones inhumanas”.

“La interrupción legal del embarazo es una cuestión pública porque se producen muertes y daños en mujeres jóvenes sanas y en mujeres pobres. No hay un bando a favor de la vida y otro a favor de la muerte. Lo único que podemos decidir hoy en este recinto es terminar con los abortos clandestinos.”

“Las mujeres con embarazos no deseados seguirán abortando, más allá de lo que suceda hoy. Hay una realidad de mujeres que deciden abortar y como son criminalizadas van a lugares donde terminan muriendo o con lesiones gravísimas”

“La clandestinidad pone en riesgo la vida de aquellas que recurren y seguirán recurriendo a esta práctica en condiciones inhumanas.”

“La cosa pasa por si salimos de esta situación o tiramos la realidad debajo de la alfombra. Hay gente que muere por abortos clandestinos y el Estado debe evitarlos. Que haya ley.”

“Yo voy a tener el orgullo de defender que el Estado tome una decisión adecuado en el siglo XXI. Que haya ley, senadores y senadoras”

Las amenazas y la Iglesia

Sobre las amenazas y presiones que recibió por las redes sociales el senador dijo: “Ayer me la pase esquivando crucifijos”.

“En estos días recibí mucha presión de la iglesia, la misma iglesia que cuando torturaban a nuestras compañeras embarazadas en detenciones clandestinas miraba para otro lado”.

“Los que piden mayor educación sexual son los que siempre se opusieron. Los que exigen a las mujeres que se cuiden o que ‘cierren las piernas’ son los que cuestionan los métodos anticonceptivos.”

“El mundo nos está mirando, pensando que vamos a caminar hacia adelante. La Argentina será un poco mejor si hoy tenemos aprobada esta ley.”

Otras frases

“El aborto no es punible bajo ciertas causales desde 1921 y en esos casos no hay plazos. Ese artículo estaba vigente cuando se reformó la Constitución, cuando se sancionó el nuevo Código.”

Fuente: unoentrerios.com.ar

Compartir: